Las subastas (Introducción)

Las subastas es un tema que está muy en boga en el mundo de Internet, especialmente las subastas en tiempo real, investigando sobre el tema me encontré con un gran gurú, que es Hal Varian, que escribió un gran libro que incluye el tema… aquí os comparto algunas ideas sobre el tema!

Google Adwords usa subastas en tiempo real para publicar los anuncios de las marcas que están interesadas en aparecer en el buscador, los diferentes exchanges de publicidad y de datos usan el mismo método para decidir que impresión disponible comprarán sus anunciantes (y a que precio), y los soportes publicitarios subastan su audiencia o inventario a aquel anunciante que más ganancias le aporte por la venta de publicidad.

subasta1

Pero… que son las subastas?

La subasta es uno de los tipos más antiguos de mercado, se remonta por lo menos a 500 años a.c. Hoy en día toda clase de bienes se venden en subastas, desde ordenadores hasta flores frescas.

Las subastas dirigidas a los consumidores han experimentado un enorme crecimiento en Internet. Hay cientos de subastas en la red, que venden artículos coleccionables, equipos informáticos, servicios de viajes y demás.

 

Clasificación de las subastas.

Para poder hacer una clasificación de las subastas, habría que tener en cuenta dos aspectos:

  1. Cuál es el tipo de bien que se subasta?
  2. Cuáles son las reglas para pujar?

 

Según el bien que se subasta se distinguen las subastas de valor privado y las de valor común.

Las subastas de valor privado son aquellas en las que un bien puede tener un valor diferente para cada participante. Por ejemplo, una obra de arte puede tener un valor de 50.000 € para un coleccionista, 20.000 € para otro y 5.000 € para un tercero, dependiendo de los gustos de cada uno de ellos. Este tipo de subastas es el más conocido.

En una subasta de valor común, el bien subastado tiene esencialmente el mismo valor para todos los postores, aunque tengan diferentes estimaciones de ese valor común. Una subasta de derechos de prospección en el mar para empresas extractoras de petróleo sería un ejemplo clásico, ya que cada zona a subastar tiene (o no) una cantidad determinada de petróleo.

 

Reglas para pujar

La subasta más común es la subasta inglesa. El subastador comienza con un precio de reserva, que es el más bajo que el vendedor del bien está dispuesto recibir para desprenderse del bien. Los postores pujan por unos precios que deben ser al alza y, generalmente, cada puja debe ser superior a la anterior en, al menos, un incremento fijo que establece el subastador. Cuando ningún participante está dispuesto a aumentar más la puja, el artículo se adjudica al mejor postor.

Otro tipo de subasta es la subasta holandesa, debido a que se utiliza en Holanda para vender queso y flores frescas. En este caso, el subastador comienza con un precio alto y va bajándolo poco a poco hasta que alguien para la subasta al precio al que está dispuesto a comprar el artículo. El subastador suele ser mecánico (por ejemplo la esfera de un reloj con una flecha que va señalando valores cada vez más bajos a medida que avanza la subasta). Una de las principales virtudes de las subastas holandesas es que pueden ser muy rápidas.

También existe la subasta mediante plicas. en este tipo de subastas, cada postor anota una oferta de compra que entrega en un sobre cerrado. Los sobres se recogen, se abren y el bien se adjudica a la persona que más haya ofrecido, la cual paga entonces al subastador esa cantidad. Si hubiera un precio de reserva y todas las ofertas son más bajas que ese precio, nadie adquiere el artículo. Un uso clásico de este tipo de subastas es en obras públicas. El estado solicita ofertas a varios contratistas y el trabajo se concede al que haga la oferta de coste más baja.

Existe, por último, una variante de la subasta mediante plicas que se conoce como subasta filatélica o subasta de Vickrey. El primer nombre lo coge debido a que este tipo de subastas fue usado por los coleccionistas de sellos, el segundo al ganador del Nobel en 1996 por su estudio sobre las subastas. La diferencia que existe entre la subasta mediante plicas y la subasta filatélica es que el bien se adjudica al mejor postor, pero al segundo precio más alto. Dicho de otra manera, la persona que más ofrece será la ganadora de la subasta, pero pagará el equivalente a la oferta hecha por el segundo mejor postor.

 

Por lo menos a mi me parece que a priori es un tema muy desconectado del mundo de internet, pero mirando en detalle me sorprende lo mucho que están presentes las subastas en el marketing online y especialmente el ecommerce!  o no?

Advertisements